Paredes

El microcemento se adhiere eficazmente en cualquier superficie vertical, incluyendo yeso, pladur, cemento, fibrocemento, hormigón, mortero, madera, mármol, granito, metal, plástico, asfalto, mosaicos e incluso revestimientos cerámicos lisos, azulejos porcelánicos, cristal y espejos.

El mantenimiento del microcemento es sencillo. Para limpiar las superficies sólo se necesita un jabón con PH neutro. Se recomienda el uso de protecciones en el mobiliario para evitar punzar o rayar el suelo.

se puede lograr un acabado con aspecto homogéneo, con aguas o con efecto piedra pero sobre todo un aspecto limpio y moderno. Estas características lo hace un material decorativo con gran calidad. Su versatilidad permite espacios vanguardistas, creativos y originales.

Las características principales del microcemento son:

•    • no necesita juntas de dilatación
•    • ni fisura, ni pulveriza
•    • la gama de colores es muy amplia
•    • no necesita maquinaria pesada para su aplicación
•    • se aplica en interiores y exteriores
•    • se aplica en zonas secas y húmedas